Lunes 4 de Julio de 2022

Hoy es Lunes 4 de Julio de 2022 y son las 21:33 - FM LA VOZ 96.5

  • 20.9º

20.9°

EL TIEMPO EN TRENEL

25 de julio de 2013

El empresario murió ahogado en el río tras brutal golpiza

Lo reveló la autopsia. Se trata de Marcelo Arias cuyo cadáver apareció en las aguas del Suquía. El hombre presidía la firma Newen SA, con sede en Mendoza.

El empresario Marcelo Arias, de 39 años, cuyo cadáver apareció en las aguas del río Suquía el viernes pasado sufrió una brutal golpiza antes de ser arrojado a ese curso de agua.

Sin embargo, según reveló la autopsia, las causas de la muerte de Arias fue asfixia por inmersión, por lo que tal vez aún estaba con vida cuando fue arrojado al río.

Arias presidía la firma Newen SA, con sede en Mendoza.

“Aún vivía, pero se ahogó en minutos porque estaba desmayado por los golpes. El agua estaba helada. Cuando lo encontraron, hacía poco que había muerto porque si no el cuerpo hubiera estado muy hinchado”, explicó una fuente de la investigación que lleva adelante el fiscal provincial José Mana.

La autopsia revelaría que el ingeniero de la empresa que participa en la construcción de al menos cuatro gasoductos en la provincia presentaba varias fracturas y una perforación en la frente provocada posiblemente por algún elemento metálico.

Arias recibió trompadas en el rostro y tenía los labios destrozados, la nariz hinchada, golpes en el tórax y los dos codos quebrados.

“Parece que alguien lo agarró de atrás y le dobló los brazos hasta fracturarlos, mientras otro le pegaba en la cara y el cuerpo. Moretones en sus nudillos indican que habría intentado oponer resistencia”, deslizó un investigador en declaraciones al diario La Voz del Interior.

Arias había llegado a Córdoba el viernes a la mañana y no se alojó en ningún hotel. Abordó un taxi entre las calles Entre Ríos y Rosario de Santa Fe y se hizo trasladar hasta el CPC de Centro América.

Posteriormente se dirigió a la casa de su cuñado, un médico que fue quien lo identificó en la morgue.

El profesional está ahora en Mendoza y el fiscal lo citaría a declarar.

En la fiscalía, presumen que Arias fue atacado después de ir a la casa de su hermana y arrojado al río a la altura del puente Sarmiento.

La pasajera de un colectivo fue quien vio el cuerpo flotando y alertó al chofer.

El conductor encontró a un policía cerca y el cadáver fue rescatado pasando el puente del Bicentenario, frente al Centro Cívico.

www.cadena3.com